10 hábitos diarios que realmente te harán más inteligente

Puedes tener la impresión de que la inteligencia es una cantidad fija establecida cuando eres joven y que a partir de allí es inalterable. Pero la investigación demuestra que estás equivocado. Cómo nos acercamos a situaciones y cosas para alimentar nuestro cerebro puede mejorar significativamente nuestros caballos de fuerza mental.

Esto podría significar volver a la escuela o llenar tus estanterías con gruesos libros sobre temas profundos, pero volverte cada vez más inteligente no necesariamente significa un gran compromiso de tiempo y energía.

  1. Se inteligente con tu tiempo en línea

Cada pausa on-line no tiene que ser sobre comprobar tus redes sociales o cumplir con tu ración diaria de lindas fotos de animales. La web también está llena de grandes recursos para el aprendizaje, tales como cursos en línea, intrigantes charlas TED y herramientas de creación de vocabulario. Reemplaza los pocos minutos de perros en monopatín con algo más nutritivo mentalmente.

  1. Escribe lo que aprendes

No tiene que ser bastante largo, pero teniendo unos pocos minutos cada día para reflejar por escrito lo que has aprendido es un elemento seguro para aumentar tu capacidad intelectual. Escribir 100 palabras al día sobre las cosas que has aprendido, puede ser bastante productivo.

  1. Haz una Lista de cosas hechas

Una gran parte de la inteligencia es la confianza y la felicidad, por lo que el impulso de hacer una pausa NO para enumerar las cosas que tienes todavía que hacer, sino más bien todo lo que ya has logrado, te permitirá asociar el trabajo hecho con tu confianza y tu felicidad.

  1. Arma la partida de Scrabble

Juegos de mesa y acertijos no son sólo diversión, sino también una gran manera de trabajar fuera de tu cerebro. Jugar juegos (Scrabble, bridge, ajedrez, Go, Battleship, Conecta 4), por un impulso nivel-ninja del cerebro, ejercita tu memoria al tratar de jugar sin mirar el tablero). Juega Scrabble sin la ayuda de pistas o libros.

  1. Consigue amigos inteligentes

Puede ser un roce en tu autoestima, pero andar con personas más inteligentes que tu es una de las maneras más rápidas de aprender. Mantén una compañía inteligente. Recuerda que tu coeficiente intelectual es el promedio de las cinco personas más cercanas con las que pasas el rato. Rodéate de gente más inteligente, siempre se humilde y presto para aprender.

  1. Leer Mucho

Bueno, esto no es una sorpresa, pero es la respuesta más común: Leer parece definitivamente esencial. Las opiniones varían en lo que es el mejor material de lectura que te de ese impulso cerebral, pero todo el mundo parece estar de acuerdo que la cantidad es importante. Lee mucho.

  1. Explica a los demás

“Si no lo puedes explicar de manera simple, no lo entiendes suficientemente bien”, dijo Albert Einstein. Asegúrate de que realmente has aprendido lo que crees que has aprendido y que la información está realmente almacenada en tu memoria tratando de mostrarse a otros. Para todo lo que aprendas, sea mucho o poco, golpéate con ello por lo menos durante el tiempo que te lleve ser capaz de explicárselo a un amigo. Es bastante fácil aprender nueva información. Ser capaz de retener esa información y enseñar a los demás es algo mucho más valioso.

  1. Haz cosas nuevas al azar

Un cuento fascinante es la historia de la clase de caligrafía de un joven Steve Jobs. Después de abandonar la escuela, el futuro fundador de Apple, tenía un montón de tiempo en sus manos y entró en un curso de caligrafía. Parecía irrelevante en el momento, pero las habilidades de diseño que aprendió más tarde se cocinaban en los primeros Macs.

La lección: Nunca se sabe lo que va a ser útil antes de tiempo. Solo tienes que probar cosas nuevas y esperar a ver cómo se conectan con el resto de tus experiencias más adelante. “No se puede conectar los puntos mirando hacia adelante; sólo puedes conectarlos mirando hacia atrás. Así que hay que confiar en que los puntos se conectarán de alguna forma en tu futuro, debes estar dispuesto a probar cosas nuevas, incluso si no parecen inmediatamente útiles o productivas”.

  1. Aprender un nuevo idioma

No, no esperes hablar rápidamente con fluidez o correr a un país extranjero para dominar el idioma de tu elección. Puedes trabajar de manera constante desde la comodidad de tu escritorio y todavía cosechar las recompensas mentales. Aprende un nuevo idioma. Hay un montón de sitios libres para eso. Usa Livemocha o Busuu.

  1. Toma un tiempo de inactividad

Dale el espacio a tu cerebro para procesar lo que has aprendido, siéntate en silencio todos los días, toma un poco de tiempo de inactividad para la estimulación mental. Pasa algún tiempo pensando o hazlas durante el ejercicio. Piensa en cosas mientras corres.

Así que…

keep-calm-and-be-smarter-9

¿Quieres añadir algo? Colócalo en los comentarios.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s